EE.UU. ofrece 10 millones de dólares por información financiera sobre Hizbulá

Fotografía cedida por el programa Rewards for Justice (Recompensa para llevar ante la justicia) del Departamento de Estado estadounidense que muestra un cartel que ofrece una recompensa de hasta 10 millones de dólares por información sobre tres «importantes» figuras -Mohammad Bazzi, Adham Tabaja y Ali Charara- que supuestamente mantienen redes financieras de Hizbulá en cuatro continentes y tienen lazos con el narcotráfico, el sistema financiero y «gobiernos corruptos». EFE/ Rewards for Justice

Washington, 22 abr (EFE).- EE.UU. anunció este lunes que ofrecerá una recompensa de hasta 10 millones de dólares por información sobre las redes financieras del grupo chií Hizbulá, un paso sin precedentes con el que Washington busca incrementar la presión sobre esa organización.

El subsecretario del Tesoro, Marshall Billingslea, hizo el anuncio durante una comparecencia ante la prensa internacional.

Billingslea aseguró que EE.UU. está «preparado para pagar» a todos aquellos que ayuden a identificar a los grandes donantes de Hizbulá y puedan entregar pruebas sobre su actividad financiera, desde registros bancarios y recibos de aduanas hasta información sobre empresas pantalla de ese grupo.

«Cuando opera, Hizbulá deja detrás un rastro de documentos. Lo que estamos ofreciendo aquí por primera vez es una recompensa por información sobre esos documentos», destacó Billingslea.

Es la primera vez que el Departamento de Estado ofrece una recompensa por las actividades financieras de Hizbulá, grupo basado en Líbano que fue en 1997 designado como terrorista por Washington.

Para facilitar la entrega de esa información, el Gobierno de EE.UU. identificó a tres «importantes» figuras -Adham Tabaja, Mohammad Ibrahim Bazzi y Ali Youssef Charara- que supuestamente mantienen redes financieras de Hizbulá en cuatro continentes y tienen lazos con el narcotráfico, el sistema financiero y «Gobiernos corruptos».

Según el subsecretario del Tesoro, Tabaja mantiene para Hizbulá propiedades en Oriente Medio y África Occidental y, además, es el socio mayoritario de la compañía inmobiliaria Al-Inmaa Group for Tourism Works, que ya fue sancionada en junio de 2015 por Washington.

Por otro lado, Billingslea aseguró que Bazzi, propietario de varias empresas, ha donado a Hizbulá millones de dólares que obtuvo de sus negocios en Europa, Oriente Medio y África.

Por último, aseveró que Charara, director de la empresa de telecomunicaciones Spectrum Investment Group Holding SAL, es el «encargado de gestionar la riqueza» de Hizbulá, puesto que ha recibido millones de dólares de la milicia libanesa para invertirlos en otros proyectos comerciales.

Para dar a conocer la recompensa de 10 millones de dólares, el Tesoro ha difundido carteles con las fotografías de estos tres individuos.

En esos carteles aparece un gran símbolo del dólar de color amarillo sobre una bola del mundo y la palabra «RECOMPENSA» en mayúsculas y en color rojo.