Trump habló con altos cargos del Gobierno saudí sobre periodista desaparecido

En la imagen, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. EFE/Archivo

Washington, 10 oct (EFE).- El presidente estadounidense, Donald Trump, dijo hoy que ha hablado con los “más altos niveles” del Gobierno de Arabia Saudí sobre el caso del periodista saudí desaparecido Jamal Khashoggi y reveló que planea invitar a la Casa Blanca a la prometida del reportero, Hatice Cengiz.

En declaraciones a periodistas en el Despacho Oval, Trump aseguró que había hablado “más de una vez” sobre el caso con las autoridades saudíes, sin identificar a sus interlocutores, pero reconoció que no tiene claro si Khashoggi fue asesinado, como afirman sus amigos.

“No me gusta este tema”, afirmó el mandatario.

“Es una situación muy triste, muy mala. No podemos permitir que esto le ocurra a los periodistas, a nadie. Y vamos a llegar hasta el fondo de esto (…). Es una situación muy seria para nosotros, para esta Casa Blanca”, agregó.

Trump apuntó que quiere “invitar a la Casa Blanca” a la prometida de Khashoggi, la ciudadana turca Hatice Cengiz, quien esperaba al periodista fuera del consulado saudí en Estambul el pasado 2 de octubre, cuando el reportero entró allí para obtener documentos relacionados con su boda y no se volvió a saber de él.

El presidente señaló que ha visto la columna que Cengiz publicó en la edición de hoy del diario The Washington Post, en la que reclamó a Trump y a su esposa, Melania, que ayuden a “arrojar luz” sobre la desaparición de su prometido.

“Jamal es una persona valiosa, un pensador ejemplar y un hombre valiente que ha estado luchando por sus principios. No sé cómo puedo seguir viviendo si fue secuestrado o asesinado en Turquía”, señaló Cengiz.

Según el Post, los servicios de inteligencia estadounidenses conocían los planes del Gobierno de Arabia Saudí para arrestar a Khashoggi, después de interceptar comunicaciones de funcionarios del país árabe.

La relación con Arabia Saudí es una de las prioridades de la Casa Blanca de Trump, que eligió este país para su primer viaje al extranjero como presidente el año pasado y lo defendió en su disputa diplomática con Catar, hasta el punto de entrar en contradicción con la postura de su propio Departamento de Estado.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion